Tratamiento de piscinas limpias: mantenimiento del agua y consejos útiles
Tratamiento del agua de la piscina para mantenerla limpia y cristalina

Mantenimiento de Piscinas

El mantenimiento de la piscina es fácil e indispensable para disfrutar de un agua limpia y segura para la salud. Lo que has de conocer sobre el tratamiento y mantenimiento del agua de tu piscina. ¡Esperamos que te ayude!

El nivel de pH nos indica si el agua es ácida o básica. Los valores del pH están comprendidos entre 0 a 14, el correcto es entre 7,2 o 7,6 y es imprescindible para un correcto mantenimiento piscinas.

Hay productos en el mercado para incrementar o reducir el nivel de pH de tu piscina según sea el caso. Cada semana tienes que realizar la medición correctamente tomando una muestra de agua a 15 cm de profundidad y utilizando accesorios de medición de coste económico

Utiliza un dosificador de cloro porque es un producto irritante que debe de manejarse con cuidado y en zonas ventiladas. Para un correcto tratamiento de piscinas con cloro, el nivel debe de estar entre 0,6 y 1,5 (recomendado 1,0 ppm). La dosis de cloro a aplicar dependerá de los metros cúbicos de agua de cada piscina.

Semanalmente, para un tratamiento de piscinas eficiente, recomendamos hacer una medición del agua después de que la piscina haya sido utilizada por muchos bañistas o tras una lluvia intensa. Si aparecen algas, hongos, olor desagradable, picor de ojos y agua turbia, es falta de cloro.

También deberemos utilizar un compuesto químico llamado alguicida, cuya función es prevenir la formación de algas en el agua de la piscina. Es importante recalcar que el alguicida no elimina las algas, sino que previene su aparición. Cada vez que añadas agua nueva a la piscina, cuando haya temperaturas muy altas o ante la aparición de algas hay que utilizar este compuesto. Otro compuesto es el floculante que en una piscina bien tratada casi nunca es necesario. Es recomendable hacer uso de él solo cuando es imprescindible.

Como norma general, todos los productos químicos deben de aplicarse preferentemente al atardecer y en ausencia de personas.
Para conseguir un Tratamiento del agua para piscinas completo, será imprescindible contar con un buen sistema de filtración, el cual, además de filtrar y depurar el agua, realizará la importante labor de disolver los productos.

Revisar el funcionamiento de estos filtros y utilizar las herramientas o maquinaria como limpia paredes, limpia fondos o un simple recoge hojas es fundamental para la salud de nuestra piscina.

En definitiva, un tratamiento de piscinas correcto implica la observación continua del estado del agua. El agua puede ser tratada de dos maneras, químicamente o mediante la instalación de un purificador de agua.

Obviamente, como con todo, podemos delegar estas tareas en una empresa especializada en mantenimiento y limpieza de piscinas, aunque lo habitual es que estos trabajos los realizamos nosotros. Si necesitas de una buena empresa, pregunta por PISCILIMP o mantenimientospiscinas.

Tratar el agua de una piscina es mantener bien la piscina

Un mal o pobre mantenimiento de la piscina solo puede llevarnos a buscar una empresa para:

Reparar piscinas en Valencia

Por admin

Deja una respuesta